Piel hidratada: Estos son los alimentos que ayudan a lucirla radiante y sana Unsplash

Piel hidratada: Estos son los alimentos que ayudan a lucirla radiante y sana

  • Por Meganoticias

La textura y apariencia de la piel depende mucho del nivel de hidratación que esta tenga. Además de los métodos convencionales, existen ciertos alimentos que ayudan en este propósito.

Hay que considerar que son muchos los factores que pueden afectar el semblante cutáneo, como la temperatura y el clima. Zonas como las manos, pies, labios, escote, cuello y mejillas son las más susceptibles.

Otro de los más importantes es el colágeno, que se produce naturalmente y favorece la elasticidad. Cuando los niveles son altos, se fortalecen los huesos, mejoran los tejidos y retrasan los signos del envejecimiento.

Alimentos que ayudan a tener una piel hidratada

Los cítricos son de los pioneros en la hidratación, por lo que muchos productos cosméticos tienen la vitamina C como protagonista de sus fórmulas. Además, estos ayudan a que se asimile mejor el hierro.

La palta, desde el cuesco hasta su propia carne, sirve para mejorar la apariencia cutánea y tiene importantes aportes vitamínicos. Asimismo, los pimientos son abundantes en ácido ascórbico y mejoran el tono de la piel.

Entre tanto, el doctor Nichollas Perricone precisa que las verduras de hoja verde "contienen una alta proporción de agua, aportando hidratación a la piel desde dentro". Lo ideal es consumir alimentos frescos o naturales congelados, descartando los procesados.

En la variedad está la clave

Las frutas del bosque y las silvestres, como arándanos, frambuesas, fresas y cerezas, tienen muchos antioxidantes que ayudan a la estructuración, si se consume al menos un puñado diario, destaca un artículo del sitio especializado CuerpoMente.

Las semillas de chía son positivas por el omega 3, el pepino funciona como depurativo, la cola de caballo tiene minerales, la espirulina es un superalimento y la cúrcuma combate con eficacia el acné. Todos conforman la lista de aliados básicos.

Además de contar con estos alimentos en la dieta, se aconseja practicar una depuración hepática anual, así como trabajar en función del bienestar en la flora intestinal. En otro orden de ideas, cuidarse es evitar el alcoholismo, controlar el estrés y hacer ejercicios.

Este artículo está diseñado para informar y no pretende dar consejos o soluciones médicas. Pregúntele siempre a su doctor o especialista si tiene dudas sobre su salud o antes de iniciar un tratamiento.