Hallan en un bosque los restos de una mujer desaparecida hace casi 20 años: creen que su novio la mató SOS Desaparecidos

Hallan en un bosque los restos de una mujer desaparecida hace casi 20 años: creen que su novio la mató

  • Por Meganoticias

Un senderista halló el cráneo y el fémur de Juana Canal Luque, una mujer de 38 años, divorciada y con dos hijos, que tenía casi 20 años desaparecida. El misterio sobre lo que le sucedió comienza a esclarecerse.

El sorprendente descubrimiento en una zona rural de la provincia de Ávila en Madrid, España, aproxima el fin de una larga angustia e incertidumbre de sus familiares, quienes recién reciben la noticia de los resultados de ADN: los restos encontrados en 2019 pertenecen a “Juani”, publicó El País.

"Mi queridísima hermana. Ya encontraste tus escaleras al cielo.... Espérame allí y volveremos a cantar juntas para siempre", dijo a un medio local Ana María.

“Al menos tenemos el descanso de no ir por la calle, de buscarla y buscarla... de caminar y parecer que la ves en cualquier parte (...) No tenemos palabras... Ahora tenemos que saber cómo y por qué", agregó.

Principal sospechoso: el novio de la mujer desaparecida

Los huesos de la mujer estaban a una distancia de 110 kilómetros del lugar donde fue vista por última vez el 22 de febrero de 2003. Ese día, su novio aseguró que Juana se había ido de su casa en Ciudad Lineal luego de una discusión entre la pareja.

“Tu madre y yo hemos tenido una fuerte discusión y ha salido corriendo. He salido en su busca, pero no la he encontrado”, escribió Jesús en una nota que dejó en la vivienda y que estaba dirigida a Sergio, el hijo mayor de Juana que vivía con ella y que esa noche la pasó fuera de casa, contó ABC.

Sin testigos para confirmar esta versión, la mujer habría desaparecido de la faz de la tierra sin documentación, bolso, ni teléfono. Nadie jamás volvió a saber de ella.

"No volvimos a saber de ella, pero tampoco de él (...) Jesús se fue a casa de sus padres tras desaparecer mi hermana, no volvió a la casa, no nos ayudó a buscarla, nunca se interesó ni nos llamó", declaró a un medio local la hermana de la víctima, Ana María Canal.

Los familiares siempre sospecharon que Jesús pudo hacerle daño a Juana Canal, aunque en los interrogatorios las autoridades no hallaron elementos concluyentes. La Policía Nacional descartó la hipótesis de violencia de género y manejó la posibilidad de una marcha voluntaria.

Jesús fue la última persona que vio con vida a “Juani” y por ello fue el principal sospechoso. El hombre mostró una actitud poco colaborativa durante la investigación que sigue abierta para determinar las causas del fallecimiento.

Leer más de