La

La "Barbie Humana" se deja ver otra vez sin filtro y confiesa que tiene un injerto de cadáver en su nariz

  • Por Meganoticias

Pocas veces Jessica Alves se ha mostrado al natural. La obsesión por una belleza perfecta mantiene a la mujer, conocida como la “Barbie humana”, escondida detrás de los “trucos” que ofrece la tecnología para perfeccionar aún más su apariencia de muñeca.

Desde su cuenta de Instagram, donde acumula un poco más de dos millones de seguidores, muestra cómo es ahora su vida en un cuerpo femenino. A principios del 2020, anunció su transición de hombre a mujer y a principios de este año la logró consolidar con una reasignación de género.

Antes ya había pasado por más de 100 cirugías estéticas para mejorar sus facciones y pasar de un marcado abdomen de “Ken humano” a la curvilínea figura que luce ahora, después de colocarse una manga gástrica y agrandar las prótesis de sus senos.

Así se ve la “Barbie humana” sin filtros

Ahora está pasando por uno de los momentos más plenos de su vida y se encuentra disfrutando de unos merecidos días de descanso en su natal Brasil, desde donde está preparando su calendario 2022.

Durante estos días de vacaciones, la “Barbie humana” concedió una entrevista para el reconocido podcast “Inteligencia Ltda” y en los videos difundidos por la plataforma de YouTube se puede apreciar cómo es realmente su apariencia física, lejos de los estándares impuestos por las redes sociales.

Jessica Alves se presentó a la entrevista con un ajustado y escotado vestido negro y con su cabellera rubia suelta. En las imágenes, se puede ver que su rostro quedó completamente estirado tras someterse al bisturí.

Además, la influencer tiene unos pronunciados labios que contrastan dramáticamente con el tamaño de su nariz, que fue perfilada con cartílago de cadáver en una rinoplastia, por lo que ha presentado problemas de salud.

También se notan algunos pliegues producto del exceso de retoques estéticos y de las inyecciones de bótox. Detalles que son imperceptibles cuando se muestra desde las redes sociales.

La “Barbie humana” sufrió acoso escolar

Después de años de buscar su verdadera identidad, Jessica finalmente encontró el cuerpo que la hace feliz y reconoce que ha tenido que reprogramarse para olvidar parte de su pasado, cuando era Rodrigo.

“Desde que comencé la transición inicié una nueva vida y olvidé parte de mi pasado. Decidí entrenar mi cerebro para realmente olvidarme y reprogramar. Es como pisar en botón de reinicio en la computadora”, admitió durante la entrevista.

Sin embargo, Jessica aún recuerda episodios de su niñez que no son tan gratos y asegura que sufrió acoso escolar.

“Cuando era niño me encantaba bailar en la escuela. Yo tenía 12 ó 13 años y participé en un festival. Me encantaba y lo hacía bien, gané un festival de danza. Yo era el único varón que lo hacía y una vez llegué a la final imitando a Michael Jackson”, recordó.

Aseguró que involucrarse en actividades que eran concebidas para niñas lo llevó a ser discriminado. “Era un niño inocente que estaba en la pubertad, no tuve que sufrir el acoso y la discriminación. Ahora entiendo que nunca fui gay, ni hombre, siempre fui una mujer, siempre me comporté y crecí como una chica”.

Todo sobre Famosos