Se escuchaban extraños ruidos que venían desde una caja: Denuncian que gato fue enviado como encomienda Facebook: Mariana Victoria

Se escuchaban extraños ruidos que venían desde una caja: Denuncian que gato fue enviado como encomienda

  • Por Vladimir Núñez

¿Qué pasó?

Un gato fue encontrado dentro de una caja de encomienda, con pequeños orificios para que pasara el aire, por los empleados de un servicio de mensajería que despachaba paquetes en la ciudad de Río Gallegos, Argentina. 

"Se encontró un gato enviado como encomienda"

Un insólito momento llegó después que una mujer que trabajaba despachando los paquetes, se encontró con una caja de madera con varios agujeros desde la que se podían oír algunos ruidos extraños que llamaron su atención. 

Por lo mismo, procedieron a revisar lo que estaba dentro de la caja, y se encontraron con que traía un gato encerrado, que podía respirar solamente por los pequeños agujeros del paquete.

 

La empleada que encontró al animal hizo pública la situación a través de su cuenta de Facebook, donde describió el episodio como "aberrante".

En el post que publicó la empleada, Mariana Victoria, también subió una foto y un video enseñando la caja que tenía al gato dentro.

"Hoy en la terminal de TAQSA / MARGA, en la localidad de Municipalidad de 28 de Noviembre, se encontró un gato enviado como encomienda sin las reglamentaciones necesarias para su traslado".

"Se hizo llamado a la policía del pueblo, los cuales respondieron que al ser propiedad privada no estaba a su alcance realizar ninguna acción. El cabo 1º Saavedra solo tomo aviso hacia sus superiores", agregó.

"La dueña se hizo presente alegando que no abandonó al animal. Cuando fue notificada que a las 00:00 horas de la madrugada llegó el gato en una caja (no un canil) a la terminal. Yendo a retirarlo a las 11:00 del medio día de hoy", sostuvo Mariana.

Enfatizó que "no se veló ni por su seguridad, ni su salubridad. Tampoco fue enviado en condiciones, ni papeles".

Finalizó exponiendo que "todo lo sucedido es aberrante, todos los que debían atender sus necesidades y comodidades se lavaron las manos. Tampoco se sabe si el gato sobrevivió porque con todo esto dejó de hacer ruido y llamar la atención. Tampoco fue llevado a un veterinario para corroborar su salud, siendo que paso más de 12 horas encerrado sin contar su traslado y el empaquetado".

Leer más de