The Sun / BBC

"Me dijo que se estaba muriendo": Nuera relata el momento en que su suegro fallece tras brutal ataque de bulldog

  • Por Ana María Lizana

¿Qué pasó?

Un hombre de 62 años, identificado como Keven Jones, proveniente de Wrexham, Gales, falleció luego de ser atacado brutalmente por un bulldog americano. Pese a que su nuera intentó salvarlo, murió en el lugar a causa de las graves heridas.

¿Cómo se gestó el ataque?

Su nuera, Chanel Fong, quien se mostró devastada por la muerte de su suegro a manos de su perro, aseguró que fue "peor día de su vida", ya que el animal, según su relato, no tenía la intención de lastimarlo.

En una publicación de Facebook, contó que su suegro cuidaba a los perros durante el día, porque junto a su esposo, quien se dedicaba a la crianza de perros, eran los únicos capaces de hacerlo. 

Asimismo, relata el momento del ataque. El pasado lunes, cerca de las 11:20 am, escuchó a Keven desde la cocina pedirle a Cookie-Doe, como se llama el perro, bajarse de arriba de él. En conversación con la BBC, dice que si bien se bajó, vio como la pierna de su suegro estaba sangrando.

Ante ello, llevó a Keven hasta el sillón y llamó a la ambulancia. En ese momento, él la toma por el hombro y le dijo que está muriendo: "Kev estaba conmigo, pero no respondía, me agarró del hombro y me dijo que se estaba muriendo. Le dije que no lo estaba y de emergencias me dijeron que lo acostara en el piso y le hiciera compresiones en la herida".

Si bien lo hizo, no fue suficiente, ya que Keven moriría minutos después: "Siete minutos tardó la ambulancia en llegar. Sentí como si hubiera estado haciendo compresiones durante una hora".

"El peor día de mi vida"

Chanel lamentó la muerte de su suegro, como también el hecho de haber tenido que sacrificar a su perro por este brutal ataque: "Hoy ha sido el peor día de mi vida. He tenido que ver a dos hombres a los que amo tanto tomar su último aliento".

"No puedo quitarme la sensación de la sangre de Keven de mis manos y todo lo que puedo escuchar en mi cabeza son los gritos de Cookie", detalla.

En tanto, defiende a su perro, asegurando que "Cookie no atacó a Keven, es un niño grande y jugaba un poco brusco. No fue un ataque cruel e intencionado, fue un accidente".

Finalmente, la policía señaló que este hecho está en investigación para esclarecer lo que realmente sucedió con el perro y Keven Jones.

Todo sobre Mundo

Leer más de