¿Por qué me tirita el párpado? Expertos explican por qué te "salta el ojo"

¿Has sentido que tu párpado se contrae repentinamente? Este espasmo muscular es conocido en el mundo médico como mioquimia, pero tú probablemente los describes como un "párpado tiritón".

Esta manifestación no es una enfermedad, sino que una respuesta involuntaria a factores externos. Su intensidad puede variar entre pequeños y molestos saltos musculares a contracciones severas. 

 

Freepik

 

"Básicamente es una sobreestimulación de los músculos del ojo", describió en Health el oftalmólogo Donny W. Suh, quien también es académico en la Universidad de Nebraska, Estados Unidos.

Específicamente se trata de una contracción del músculo orbicular del párpado, que circunda los ojos y responsable de que puedas parpadear. 

¿Por qué me tirita el ojo?

Según diferentes portales médicos, lo más probable es que sea producto de estrés, falta de descanso, o el consumo excesivo de nicotina, alcohol o cafeína en tu dieta, lo que provoca que te "salte el ojo".

Si bien, estos factores pueden ser los gatillantes de un episodio, estos suelen ser bastante impredecibles. 

Según el portal médico, Healthline, otras razones por la que te salta el ojo son:

  • Por tener los ojos secos.
  • Por irritantes externos, como luces muy altas, polución del aire, el viento o incluso mucho sol.
  • Por efecto secundario de algunos medicamentos.
  • Si tienes un episodio de migraña.
  • Si tienes conjuntivitis.
  • Por uveítis o inflamación de la capa media del ojo.
  • Si tiene blefaritis o inflamación del párpado.

¿Es necesario ir al doctor?

Si bien las contracciones musculares deberían ser indoloras y por cortos periodos de tiempo, en algunas extrañas ocasiones su presencia podría estar asociada con ciertas enfermedades como: esclerosis múltiple, síndrome de Tourette, distonía y parálisis de Bell, según detallan desde la Facultad de Medicina de Johns Hopkins.

Es por esto que en algunas ocasiones sí será necesario consultar con un especialista.

En el portal WebMD recomiendan acudir a un médico si es que notas algunos de estos síntomas:

  1. Si los espasmos se sostienen por una semana o más.
  2. Si no puedes cerrar el párpado completamente.
  3. Si los espasmos involucran otros músculos faciales. 
  4. Si notas enrojecimiento, inflamación o secreciones en el ojo.
  5. Si se cae tu párpado superior.

Este artículo está diseñado para informar y no pretende dar consejos o soluciones médicas.

Consulte siempre a su doctor o especialista si tiene dudas sobre su salud o antes de iniciar un tratamiento.

Todo sobre Salud

Leer más de