tormenta solar NASA

Dos tormentas solares golpearon a la Tierra esta semana: Estas fueron las consecuencias

  • Por Meganoticias

Este 14 y 15 de marzo, la Tierra fue azotada por dos tormentas solares. Estos eventos astronómicos son el resultado de grandes erupciones de energía que ocurren en la superficie, o corona, de la estrella, cuyas ondas de energía viajan por el espacio hasta chocar con nuestro planeta.

Estos eventos fueron advertidos por organismos como el Centro Nacional de Predicción de Clima Espacial de la National Oceanic de Estados Unidos y  también por la Oficina Británica Met, debido a las ligeras o medianas tormentas geomagnéticas que podrían haber afectado al planeta.

Las tormentas solares son bastante comunes, pero dependiendo con la fuerza que impacten al cuerpo celeste, podrían tener variadas consecuencias para quienes habitamos la Tierra. En los casos más severos, las ondas de radio podrían desactivar los satélites en la atmósfera y alterar la red eléctrica en todo el mundo.

¿Cuáles fueron las consecuencias?

En este caso, se preveía que las consecuencias de las tormentas no fueran superior a niveles moderados, por lo que los efectos podrían ser casi imperceptibles. Esto, debido a que las tormentas alcanzaron niveles G2, la que llegó el lunes 14; y G1, la del martes 15 de marzo; lo que corresponden a las clasificaciones más bajas de una escala que alcanza el G5 como máximo.

Una vez que la energía fue liberada, esta entró en contacto con el campo magnético de la Tierra, el que hasta cierto punto apacigua su intensidad. Gracias a esto, solo se podría esperar que durante las próximas noches las auroras boreales se vean más brillantes que nunca desde la superficie.

Esta no será la última vez que presenciemos un evento como estos, ya que recientemente el Sol entró a su periodo de mayor actividad. Durante los próximos 11 años, la actividad solar comenzará a escalar, provocando explosiones de llamas solares aún más altas. 

Todo sobre Astronomía

Leer más de