Detienen a mujeres que se hicieron cargo de la venta de drogas en el Barrio Yungay

Detienen a mujeres que se hicieron cargo de la venta de drogas en el Barrio Yungay

  • Por Meganoticias

¿Qué pasó?

Debido a que sus esposos estaban en prisión preventiva por tráfico de drogas, dos mujeres se hicieron cargo del lucrativo ilícito y se instalaron en el mismo cité donde operaban los hombres, el cual está ubicado en el Barrio Yungay.

Ambas mujeres y otras dos personas lograron ser detenidas y formalizadas, por lo que finalmente se logró desarticular esta banda.

Violencia en Barrio Yungay

El pasaje Chacabuco se convirtió en el fortín de estos delincuentes y la banda de los Aguilera se tomó el barrio.

Su estadía en el lugar generó una escalada de violencia en las calles, con riñas, crímenes y robos a transeúntes en manos de adictos del sector. Todo esto vinculado al ilícito negocio de la droga.

Un vecino del lugar contó que solían realizar "balaceras, con armas cortas, armas hechizas, con más de 30 personas que en un momento bajaron de la casa".

"Hay días en que no respetan a nadie, ni si quiera días de feria, en los que salen a balazo limpio habiendo gente, familias y niños transitando. Las quitadas de droga, los asaltos, es un grupo de vecinos que ya realmente ni si quiera son vecinos", dijo otra persona.

Investigación

El comisario Luis Jara, de la MT0 de la Bicrim de la PDI de Santiago, explicó que "mientras avanzaba la investigación pudimos establecer que estas mujeres corresponden al clan de los Aguilera. Los hombres de esta familia en la actualidad se mantienen en prisión preventiva por lo que las mujeres, cónyuges o familiares directos, tuvieron que tomar el control de dicho pasaje con la finalidad de seguir comercializando droga".

El subinspector Tomás González, de la Bicrim de Santiago, aclaró que "estas mujeres mantenían domicilios en diferentes comunas de la región, como por ejemplo Puente Alto, La Pintana y Estación Central".

Modus operandi

La PDI ya conocía a la perfección el lugar y decidieron realizar seguimientos y grabaciones del movimiento que tenía el pasaje Chacabuco durante estos últimos cuatro meses.

"Lo que nosotros habíamos visto en investigaciones anteriores es que había otros clanes familiares que realizaban venta en conjunto con el clan de los Aguilera, lo que provocaba desórdenes, conflicto entre ellos, pero ahora que las mujeres del clan tomaron el control del pasaje, lo ordenaron y así con este orden evitan tener conflicto o roces con otras personas", afirmó el comisario Jara.

Fue así como se estableció que las matriarcas del clan vendían durante la mañana y luego tomaba el control del recinto otra mujer, a quien ofrecieron quedarse con el territorio a cambio de protegerlos de otros vendedores que quisieran instalarse ahí. 

En ese sentido, el subinspector González detalló que "el primer grupo, las líderes de este clan, llegaban desde las 11 de la mañana en adelante, hasta aproximadamente las seis de la tarde que se acercaba la tercera mujer como brazo operativo".

Detenciones y allanamientos

Con los antecedentes expuestos a la Fiscalía, se solicitó al Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago la entrada y registro de cuatro domicilios que estaban ubicados en distintas comunas, y a la oficina de venta de drogas situada en Yungay.

Tras esto, Marcela Andrea Johonson Ponce y Úrsula Alejandra Palma Aránguiz tuvieron el mismo destino que sus parejas y fueron detenidas por tráfico de drogas. Además, también cayeron aprehendidos Leonardo Antonio Sepúlveda Rivera y César Alejandro Arias Aránguiz, quienes brindaban la seguridad a las mujeres y también captaban clientes en la calle. 

"Han sido detenidas porque esas personas siguieron perseverando justamente en la actividad delictual, así que es una investigación que tiene varias etapas y que culmina satisfactoriamente con la detención de las últimas personas de la banda", señaló el ministro del Interior, Rodrigo Delgado.

El comisario Jara precisó que "en el total de la operación logramos la incautación de aproximadamente 62 mil dosis de la droga cocaína base, la cual la podemos avaluar en la suma de $62 millones".

Tras esto, todas las personas detenidas fueron formalizadas y quedaron en prisión preventiva.