Departamento Legal Texas

"Quiere salvar una vida": condenado a muerte por violar y matar a mujer pide detener su ejecución para donar un riñón

  • Por Meganoticias

Un condenado a muerte en Texas, Estados Unidos, pidió al departamento legal que se suspenda su ejecución para poder donar un riñón y de esta manera lavar sus culpas por la violación y asesinato que cometió en el año 2001.

La petición la hizo la defensa de Ramiro Gonzáles, de 39 años, quien tiene fecha de ejecución para este miércoles 13 de julio. La petición fue rechazada por las autoridades judiciales y la defensa del recluso intenta que se retracte.

Piden aplazamiento de ejecución por 30 días

El caso de Gonzáles llegó hasta el despacho del gobernador de Texas, pues los abogados del recluso le enviaron una carta donde exponían toda la situación. En la misiva solicitaban un aplazamiento por 30 días.

El reo fue detenido por la violación y posterior homicidio de Bridget Townsend. La víctima era novia del hombre al que Gonzáles le compraba drogas.

Una mañana de enero de 2006, Ramiro Gonzáles se comunicó a la casa del vendedor para hacer una compra, pero la novia de este le notificó que su pareja no se encontraba en casa.

Entonces se trasladó a la vivienda de la mujer la secuestró; la llevó a un lugar lejos de la casa y, tras abusar de ella sexualmente, la mató. Por este crimen fue condenado a muerte.

Allegados dicen que no es una excusa

El procedimiento marchaba según lo previsto hasta que el recluso hizo la petición de que la ejecución se postergara mientras se hacían los trámites para que pudiera completar la donación.

"Todavía quiere salvar una vida", contó a CNN en Español, Michaell Zoosman, un clérigo judio que mantiene correspondencia con Gonzáles y a quien éste le manifestó su deseo de hacer la donación.

Zoosman aseguró que el recluso no utiliza la donación como una excusa para postergar la pena de muerte. De hecho, aseguró que el procedimiento en principio era privado hasta que decidió hacerlo público porque el departamento de justicia legal negó la petición.

Gonzáles manifestó por primera vez su idea de donar un riñón cuando el clérigo judio le contó que un miembro de su congregación en Maryland necesitaba un órgano para salvar su vida.

Aseguró que el recluso se ofreció voluntariamente y sin presiones. "Era algo que quería hacer para expiar por la vida que había quitado", dijo Zoosman.

Leer más de