Cambian nombre de puente en honor al menor Tomás Bravo Gutiérrez Meganoticias.

Cambian nombre de puente en honor al menor Tomás Bravo Gutiérrez

  • Por Vladimir Núñez / Javiera Lagos

¿Qué pasó?

La jornada de este sábado se realizó el cambio de nombre a un puente ubicado en el sector de Caripilún, en la provincia de Arauco, región del Biobío, siendo rebautizado como "Puente Tomás Bravo Gutiérrez", en honor al menor fallecido en año pasado en esa zona.

Cambio de nombre

Una emotiva ceremonia se realizó en el lugar -puente anteriormente llamado "El molino"- por el del pequeño, cuya desaparición y posterior muerte conmocionó al país entero.

Hasta este lugar llegaron familiares del menor, con la finalidad de visibilizar y buscar justicia en torno a la muerte de "Tomasito", por la cual aún no se determinan responsables.

El puente se encuentra ubicado a pocos metros de la casa en la que vivía el niño y su familia.

Sobre otros antecedentes que pudiesen aparecer en la investigación que busca esclarecer la muerte del pequeño Tomás, el nuevo abogado de la familia, Alejandro Espinoza, sostuvo que "creemos que estamos viendo la luz al final del túnel. Somos optimistas respecto a los resultados, las diligencias encargadas, especialmente las pericias a instituciones en el extranjero, están dando, a mi juicio, resultados. Esperamos que en los próximos meses podamos tener ya una conclusión de este caso largo, engorroso y triste".

Por su parte, Estefanía, la madre de Tomás, afirmó que "nunca me imagine que el puente iba a tener el nombre de mi hijo. Es un recuerdo, pero más importante aún es que nuestra lucha sigue y vamos a continuar visibilizando el caso, Además, nunca dejaremos de buscar la verdad".

Caso Tomás Bravo

Fue cerca de las 19:30 horas del 17 de febrero de 2021 cuando se perdió el rastro del pequeño, día en que acompañaba a su tío abuelo, Jorge Escobar, a buscar unos animales a un campo cercano.

Luego de un poco más de una semana, se logró encontrar el cuerpo del niño y se concretó la detención de Escobar. Sin embargo, en la audiencia de formalización, la justicia estableció que las pruebas contra él no eran suficientes.

Tras esto, el tío abuelo del menor quedó libre y sin ninguna medida cautelar, mientras que no se ha establecido la responsabilidad de ninguna otra persona en la desaparición y muerte del menor.

La nota informa un proceso judicial en curso, por lo que los involucrados no deben ser considerados culpables hasta que la justicia lo determine.

Todo sobre Caso Tomás Bravo