Temor por las llamadas

Temor por las llamadas "bandas del 10%" que roban a la salida de bancos

  • Por Meganoticias

¿Qué pasó?

Dado que los afiliados pueden cobrar su 10% del retiro de fondos previsionales de manera presencial en las entidades bancarias, las bandas delictuales están aprovechando de asaltar preferentemente a mujeres y adultos mayores que efectúan el cobro.

Los antisociales se ubican en las cercanías de bancos y cajeros automáticos, marcan a sus víctimas y luego les roban el dinero.

Mujer sufrió robo de su 10%

Así le ocurrió a Jessica Maldonado, quien el pasado lunes retiró $400 mil en un cajero, ubicado en la Plaza de Maipú, antes de llegar a su trabajo.

Sin embargo, cuando iba camino a su casa es interceptada por desconocidos que le sustraen sus documentos, teléfono y dinero. Nunca supo que estaba siendo vigilada, tampoco que la habían marcado con tinta negra.

"Tengo mucha impotencia y rabia de que ocupen mi esfuerzo y mi dinero para drogarse. Es un miedo atroz vivir con esto de ir caminando tranquilamente y venga alguien a robarte tu esfuerzo", relató la mujer.

Las medidas del Gobierno y BancoEstado

Ante el aumento de los asaltos bajo esta modalidad, el Gobierno destinó 1.400 efectivos de Carabineros para resguardar las sucursales del BancoEstado y la personas que retiran su 10%, pero el llamado sigue siendo a no exponerse.

"Nos hemos coordinado mucho con el Gobierno, hay 1.400 carabineros custodiando sedes y sucursales del banco para mantener la protección", indicó Sebastián Sichel, presidente de BancoEstado. 

"Pero la forma más fácil de evitar cualquier tipo de robo es no sacar la plata en efectivo y ocupar la Cuenta Rut", complementó.

Modus operandi

El subprefecto Alberto Vásquez señala que estas bandas delictuales la componen entre tres y cinco personas y se dividen las funciones: están los que actúan en la calle y los que realizan el marcaje dentro de la entidad bancaria.

"Puede ser un hombre o mujer, van bien vestidos. Algunas veces se quedan en los cajeros automáticos, observando a las víctimas, o en el mesón, simulando un tema bancario. Posteriormente, la marcan y se avisan por teléfono cómo va vestida", aseguró.

Ver cobertura completa