Joven mató de un escopetazo a su pareja y ahora espera su condena en casa de sus suegros
  • Mundo

Joven mató de un escopetazo a su pareja y ahora espera su condena en casa de sus suegros

  • Por Meganoticias

Un joven de 21 años acusado por el femicidio de su novia esperará la sentencia final a su juicio portando una tobillera electrónica y viviendo en la casa de los padres de la víctima en Argentina.

Esto debido a que los progenitores de Rocío Sañudo, la joven de 17 años que murió debido a un escopetazo, consideran que el imputado, identificado como Kevin Herrera Ullúa, no es el culpable de la muerte de la muchacha.

Por lo mismo, el acusado dejará en las próximas horas el calabozo de la Unidad Penitenciaria de la localidad bonaerense de Benito Juárez, para seguir cumpliendo la prisión preventiva en la vivienda de sus suegros.

Familia de la víctima cree que fue un accidente

La muerte de Rocío Sañudo se registró el 12 de agosto de 2020, tras recibir un escopetazo. La situación generó el despliegue de fuerzas policiales, que al llegar a la escena del suceso, se toparon con el sospechoso, quien a gritos le pedía perdón al cuerpo de su novia y repetía que el disparo se le había escapado.

Junto al cadáver de la fallecida, se incautó una carabina calibre 22, que después se comprobó que era el arma homicida.

Así Kevin fue procesado "por homicidio doblemente agravado y por el empleo de arma de fuego y tenencia ilegal de arma de uso civil", un delito que tiene como condena la prisión perpetua.

Sin embargo, a nueve meses del trágico hecho, los padres de Rocío están convencidos que todo fue un accidente y por ese motivo se ofrecieron como garantes en favor de Herrera Ullúa y ayudarán en su hogar a que cumpla la sanción domiciliaria.

Ante la situación, el juez a cargo del caso sostuvo al portal El Tiempo que "en mi experiencia, nunca he tenido que resolver una situación como la expuesta ni tampoco he conocido casos similares".

Ahora el joven imputado será trasladado desde la Unidad Penitenciaria N°7 de Azul, en la que se encuentra alojado, a la vivienda del barrio Monte Viggiano donde viven los padres de la muchacha asesinada.

La nota informa un proceso judicial en curso, por lo que los involucrados no deben ser considerados culpables hasta que la justicia lo determine.

Leer más de