Embarazo críptico: ¿Se puede estar embarazada sin saberlo?

Suena imposible cuando escuchas la historia de una amiga de un amigo que tuvo un bebé sin saber que estaba embarazada. O quizás te lo cuestionaste mientras veías cierto programa.

Si bien, no se puede asegurar que esto ocurra en cada uno de estos casos, esporádicamente una persona puede tener lo que se conoce como un embarazo críptico

 

Unsplash

 

¿Qué es un embarazo críptico?

En la mayoría de los casos, las personas embarazadas se dan cuenta de su estado a las 12 semanas o antes, pero en algunas ocasiones, esto no ocurre hasta que se inicia el trabajo de parto, lo que se conoce como un embarazo críptico. 

¿Cómo no se dan cuenta?

Quienes tienen un embarazo críptico no presentan algunas de las tradicionales señales tempranas del embarazo, como: náuseas, menstruación cortada o agrandamiento del abdomen. En otros casos, jamás imaginan que están embarazadas, porque atribuyen los malestares a otras causas. 

Además de la falta de síntomas, según el sitio WebMD, algunos de los factores que pueden estar involucrados en la no detección de un embarazo son:

  1.  Si tu ciclo menstrual no es regular. La principal señal del embarazo es el retraso de la menstruación, pero esto es más fácil de reconocer cuando tus ciclos cumplen con una periodicidad regular y, cuando esto no ocurre, un atraso puede pasar más desapercibido (por lo menos en el comienzo).
  2. Si tienes manchado. El manchado, que ocurre durante los días previos o en los últimos de la menstruación, es muy similar al sangrado de implantación. Este último ocurre cuando el óvulo fecundado se adhiere a la pared del útero. Esta estructura puede ser ligeramente dañada y, por lo tanto, sangrar un poco. 



  3. Si tomas anticonceptivos. Si bien son altamente efectivos, no son 100% certeros. Además de que ocurra una fecundación, existen anticonceptivos que cortan por completo la menstruación, por lo que se vuelve aún más difícil detectar un embarazo.
  4. No sientes al bebé. Con los estadios más avanzados del embarazo, el feto se comienza a mover dentro del útero, un evento que no solo se puede sentir, también se puede ver. Pero no todos son igual de activos o, por la forma en que se encuentran tus órganos, sentirlo no es tan fácil. 
  5. No subes de peso ni tienes un abdomen visible. Como no todos los cuerpos son iguales, no se puede esperar que se comporten de la misma manera. Es por eso que algunas mujeres no aumentan su peso corporal durante un embarazo o no tienen un abdomen tan prominente. De hecho, algunas personas podrían bajar de peso. 

 

¿Cómo puedo saber si estoy embarazada?

Este tipo de gestaciones pueden ser efectivamente detectadas a través de las pruebas tradicionales. Un test de sangre, una ecografía abdominal o vaginal podrían revelar la presencia de un feto.  

En el caso de los test de embarazo de farmacia, estos también podrían revelar un embarazo, pero siempre que estén bien utilizados. 

Este tipo de pruebas pueden arrojar falsos negativos cuando se realizan tempranamente, ya que estos detectan la liberación de la hormona gonadotropina coriónica humana que se comienza a liberar una vez que un óvulo fecundado se adiere al endometrio. 

La recomendación general indica que se deben ejecutar un día después del que esperabas que iniciara tu menstruación.

En el caso de que tengas un ciclo irregular, entonces, desde Verywell Family, recomiendan hacerlo una vez que hayas superado la cantidad de días de un ciclo normal. 

Por ejemplo, en caso de que tu ciclo más largo registrado a la fecha es de 32 días, puedes hacer la prueba al día 33. 

Este artículo está diseñado para informar y no pretende dar consejos o soluciones médicas. Pregúntele siempre a su doctor o especialista si tiene dudas sobre su salud o antes de iniciar un tratamiento.

Todo sobre Salud Mujer

Leer más de