MegadenunciasEscríbenos aquí
Abogados del príncipe Andrés argumentan que acusadora AFP
  • Mundo

Abogados del príncipe Andrés argumentan que acusadora "renunció a sus derechos"

  • Por Meganoticias

Los abogados del príncipe británico Andrés pidieron el martes que sea desestimada la demanda por "agresión sexual" que una estadounidense presentó en Nueva York por hechos que habrían ocurrido cuando ella era menor de edad, pues la acusadora "renunció a sus derechos" en un acuerdo.

Los defensores del príncipe se apoyan en un acuerdo de restitución y exoneración firmado en 2009 entre la demandante, Virginia Giuffre, y Jeffrey Epstein, el financiero que se suicidó en 2019 en prisión cuando esperaba su juicio por delitos sexuales.

Los abogados argumentan que el acuerdo también "protege" a otros "potenciales acusados" del círculo de Epstein, incluido el príncipe Andrés.

Giuffre "renunció a sus derechos para presentar una demanda contra ellos cuando firmó el acuerdo de 2009 y aceptó el dinero de Epstein", argumentó uno de ellos, Andrew Brettler, en una audiencia por teleconferencia en el tribunal federal de Manhattan que lleva el caso.

En su denuncia civil, presentada en agosto, Giuffre, de 38 años, afirma que el príncipe la "agredió sexualmente" en tres ocasiones en 2001 -cuando ella tenía 17 años y se llamaba Virginia Roberts- en Londres, en Nueva York y en las Islas Vírgenes, en Estados Unidos. En esos lugares tenían residencias dos amigos del príncipe Andrés involucrados en escándalos sexuales, el multimillonario estadounidense Epstein y la británica Ghislaine Maxwell.

Epstein, que tenía 66 años, murió en espera de su juicio en una prisión de Manhattan en 2019, en lo que un forense dictaminó como suicidio, tras ser acusado de tráfico sexual de menores. Maxwell, quien le presentó el príncipe Andrés a Epstein a inicios de los años noventa, se enfrenta a decenas de años de cárcel tras ser declarada culpable por un jurado de Nueva York de cinco de los seis cargos en su contra, tras un juicio de alto perfil y muy mediático.

Giuffre, que no formaba parte de la acusación en el proceso de Maxwell, se declaró complacida por la sentencia y afirmó que espera que otros "rindan cuentas", en alusión al príncipe Andrés, al que reclama una indemnización financiera.

- "Demanda infundada" -
El príncipe, de 61 años, que no está siendo procesado por lo penal, niega "categóricamente" haber agredido a Virginia Roberts en aquella época y asegura que no se acuerda de ella.

En el plano civil, sus abogados creen que el príncipe podría eludir la justicia gracias al acuerdo entre Epstein y Giuffre, que también fue una presunta víctima del financiero.

El lunes, los magistrados neoyorquinos hicieron público ese acuerdo, hasta ahora confidencial, según el cual Epstein le habría pagado medio millón de dólares a Giuffre. Según la transacción, firmada en Florida hace 12 años, Giuffre se comprometía a no denunciar ni a Epstein ni a "otros potenciales acusados" de su entorno.

Como se esperaba, la defensa de Andrés argumenta que ese acuerdo protege a su cliente, aunque en el texto no figuran ni su nombre ni el título nobiliario del duque de York.

En cambio, los abogados de Giuffre aducen que el príncipe Andrés no está "cubierto" por el acuerdo, porque éste "no lo cita" y porque el interesado "ni siquiera sabía de su existencia" en 2009.

Los abogados del príncipe han acusado a Giuffre de buscar provecho con una "demanda infundada".

Sus intentos para detener el curso de la demanda alegando que Giuffre ahora vive en Australia fueron rechazados por la justicia estadounidense el viernes.

Los abogados de Giuffre han solicitado los registros médicos de Andrés, que prueben que el príncipe no podía sudar por una rara condición de salud relacionada con su servicio en combate en las islas Malvinas en 1982 y debido a una excesiva secreción de adrenalina en ese momento.

Esto debido a que en una desastrosa entrevista con la BBC en 2019, el príncipe negaba las afirmaciones de Giuffre de haber compartido con él un sudoroso baile en un club nocturno de Londres ya que él no transpira jamás.

Numerosas fotografías, muy divulgadas, dan cuenta de la cercanía entre el príncipe Andrés, Epstein, Maxwell y Giuffre. Sobre todo, una imagen de 2000 en la que aparecen Epstein, Maxwell y el príncipe Andrés durante una partida de caza en el este de Inglaterra. Otra foto muestra al príncipe Andrés y a Giuffre agarrados por la cintura, sonriendo, con Maxwell al fondo.

El príncipe Andrés, sumido en el escándalo desde hace más de dos años, tuvo que dejar la primera línea de la realeza británica y se retiró de la vida pública.