Podría evitar el cáncer: Descubren que la temperatura ambiente fría inhibe el crecimiento de células tumorales Pexels.

Podría evitar el cáncer: Descubren que la temperatura ambiente fría inhibe el crecimiento de células tumorales

  • Por Macarena Lastarria Mallea

Los hallazgos señalados en un reciente estudio podrían ser de gran relevancia en la lucha contra el cáncer. Y es que algo tan simple como bajar la temperatura ambiente parece dificultar el crecimiento de las células cancerosas.

La investigación, hecha por expertos del Karoliska Institutet y publicada en la revista Nature, descubrió que las temperaturas bajas activan un tipo de grasa productora de calor, la misma que consume los azúcares que los tumores necesitan para sobrevivir.

Mediante un experimento realizado en ratones, se determinó que "el tejido adiposo marrón activado en frío compite contra los tumores por la glucosa y puede ayudar a inhibir el crecimiento tumoral", señala Yihai Cao, uno de los autores.

Todo sobre Cáncer

El experimento

En concreto, el análisis se centró en comparar el crecimiento tumoral y las tasas de supervivencia de los roedores, tanto en condiciones de vida frías como en cálidas. Los animales presentaban varios tipos de cáncer, incluidos los cánceres colorrectal, de mama y de páncreas.

Los ratones aclimatados a temperaturas de 4 grados Celsius tuvieron un crecimiento tumoral significativamente más lento y vivieron casi el doble de tiempo en comparación con los ratones en habitaciones de 30 grados Celsius.

Esto despertó la curiosidad de los expertos y tras efectuar una serie de pruebas, detectaron que las bajas temperaturas desencadenaba una absorción significativa de glucosa en el tejido adiposo, también conocida como grasa parda.

Las células cancerosas suelen necesitar grandes cantidades de glucosa o azúcar para crecer, pero cuando ocurría este proceso, las señales de glucosa eran apenas perceptibles en las células tumorales. Por lo tanto, se determinó que el efecto del frío en la grasa parda sería beneficioso para inhibir el desarrollo de los tumores.

Estos resultados sugieren que la exposición al frío podría ser un enfoque bastante esperanzador para el tratamiento de la enfermedad, sin embargo, Cao remarca que todavía debe ser validado en estudios clínicos más amplios.

Todo sobre Cáncer

Todo sobre Salud

Leer más de