"Casa del horror": Detienen a padres que obligaban a sus hijos a beber cloro y los golpeaban con cables

  • Por Julieta Garagay

Un escabroso hecho tuvo lugar en Estados Unidos, luego de que se diera a conocer la noticia de un par de adolescentes cuyos padres los sometían a torturas en el interior de su casa.

Entre los tormentos a los que fueron expuestos estaban consumir cloro, quemaduras, golpes y encadenamientos que les restringían su movilidad. 

Ambos jóvenes lograron escapar a la casa de un vecino y este llamó a la policía, quienes los rescataron en un estado de desnutrición. La madre de los niños y el novio de ella fueron arrestados y enfrentan cargos por maltrato infantil

Las torturas

De acuerdo a la investigación de la policía, los adolescentes de 16 años explicaron que su madre les echaba cloro en la boca y en los genitales hasta que les quemaba la piel, y les hacía beber productos de limpieza porque "hablaban demasiado".

La madre les dio pastillas de Benadryl hasta que el chico tuvo un ataque, y les golpeó con cables de extensión, barras de cortina y otros implementos.

Los adolescentes también dijeron que los mantenían desnudos y esposados en un pequeño lavadero y que tenían que guardar silencio todo el día o serían golpeados. También tenían que defecar y orinar encima y sólo tenían un trapeador sucio para limpiarse.

La única comida que se les daba eran sándwiches o tallarines con salsa. Las autoridades dijeron que estaban gravemente desnutridos cuando los encontraron.

El escape

Según las autoridades, el niño había encontrado la llave de sus esposas en el bolso de su madre y la escondió en su boca.

Luego, abrió sus esposas y las de su gemelo, rompió las ataduras de cremallera alrededor de sus piernas y salió corriendo de la casa. 

Una vez ayudados por el vecino, los adolescentes, que tenían fracturas y estaban desnutridos, fueron trasladados al hospital.

Los padres

Cuando el vecino llamó a la policía, la madre de los gemelos, Zaikiya Duncan, de 40 años, y su novio, Jova Terrell, de 27, huyeron con sus otros cinco hijos -de 14, 10, 7 y gemelos de 12 años- a Luisiana.

Los agentes emitieron una alerta y la policía local los identificó y detuvo. Duncan tenía antecedentes por maltrato infantil, después de que supuestamente quemara con agua caliente a uno de sus hijos, de entonces cinco años.

Terrell es un aspirante a rapero que se hace llamar YBG Joker, aunque parece que su éxito en Internet es limitado, ya que sólo acumula 21 "me gusta" en su página de Facebook.

La familia se había mudado recientemente a una casa nueva de 600.000 dólares en Cypress, Texas, y los vecinos dijeron que sólo llevaban dos semanas viviendo allí, según NYPost.

Ahora, ambos se enfrentan a cargos de maltrato infantil. Los siete niños han sido puestos en custodia.