MegadenunciasEscríbenos aquí
Reflujo gástrico: ¿Qué es y cuáles son sus síntomas? Foto referencial/ Pixabay

Reflujo gástrico: ¿Qué es y cuáles son sus síntomas?

  • Por Meganoticias

La enfermedad de reflujo gástrico (ERGE) se produce cuando el ácido estomacal retrocede, frecuentemente, al tubo que conecta la boca y el estómago, es decir el esófago, encargado de transportar la comida desde la boca hasta el órgano ubicado en la parte superior del abdomen. .

De acuerdo a la Mayo Clinic, cuando se produce este retroceso de ácido, puede que se irrite el revestimiento del esófago, ocasionando varios síntomas desagradables como ardor, también conocido como acidez estomacal.

El sitio especializado en medicina sostiene que si bien es cierto que las molestias producto al reflujo gástrico pueden desaparecer con el cambio en el estilo de vida o con medicamentos de venta libre; también lo es el hecho que una parte de los pacientes con esta condición requieran de tratamientos más fuertes, incluso de cirugías para aliviar sus síntomas.

¿Cuáles son los síntomas?

La Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, Medlineplus, precisa que si tiene esta sensación de ardor en el pecho o en la garganta; además de sentir el sabor líquido del estómago en la parte posterior de la boca, es posible que esté sufriendo de ERGE.

Los síntomas de esta condición pueden incluir tos seca, síntomas de asma o problemas para tragar. De igual manera, la persona con reflujo gástrico suele presentar: dolor en el pecho, dificultad para tragar, sensación de tener un nudo en la garganta y regurgitar, es decir expulsar por la boca (sin vomitar) alimentos o líquidos agrios.

La Mayo Clinic menciona, por su parte, que se tiene acidez estomacal nocturna, quizás desarrolle los siguientes signos: tos crónica, laringitis, asma reciente o que empeora e interrupción del sueño.

¿Cuáles son sus causas?

La ERGE está causada por reflujo ácido frecuente. Al tragar, un grupo de músculos que rodea la parte inferior del esófago (esfínter esofágico inferior) se relaja para permitir que los alimentos y líquidos pasen al estómago. Luego el esfínter vuelve a cerrarse.

Pero, si esta válvula se relaja de manera anormal o se debilita, el ácido del estómago puede retroceder al esófago. Este retroceso constante de ácido irrita el revestimiento del esófago, que con frecuencia se inflama, explica la Mayo Clinic.

Finalmente, los expertos sostienen que los factores de riesgo para sufrir de reflujo gástrico son: obesidad, hernia hiatal, embarazo y estreñimiento.

*Este artículo está diseñado para informar y no pretende dar consejos o soluciones médicas. Pregúntele siempre a su doctor o especialista si tiene dudas sobre su salud o antes de iniciar un tratamiento.

Leer más de