Hija de Demi Moore confiesa que padece de ansiedad y comparte su testimonio Instagram

Hija de Demi Moore confiesa que padece de ansiedad y comparte su testimonio

  • Por Meganoticias

Rumer Willis se convirtió en otra estrella de Hollywood que habla sin complejos públicamente sobre la ansiedad. La hija mayor de Demi Moore y Bruce Willis reflexionó sobre cómo la fama de sus padres y la presión de la prensa la afectó desde muy pequeña.

Robbie Williams, Danna Paola, Will Smith, J Balvin, son algunos de los famosos, que al igual que Rummer han confesado padecer de la enfermedad. La actriz y modelo de 32 años compartió un texto en su historias de Instagram, donde consideró importante tratar un tema tan “vulnerable” y relató los duros momentos que ha vivido desde que fue diagnosticada.

Hija de Demi Moore: "A veces siento que muero"

Rumer reconoció que tiene tiempo lidiando con la ansiedad, pero que está trabajando para aprender a mantener la calma. “Es muy difícil cuando te pones mal y a veces, siento que me estoy muriendo, tengo nauseas y mi corazón no se muestra”, explicó según reseña el portal Page Six.

“A veces se siente como que una fuerza mucho más grande que yo se ha apoderado del panel de control en mi mente. Pero me di cuenta de que lo peor que puedo hacer es tratar de resistirlo o que él se resista”, describió la joven sobre cómo lleva su batalla contra este trastorno.

En el texto, Willis cuenta que tiende a reprimirse cuando intenta que las cosas sean diferentes, por lo que está aprendiendo a aceptar y continuar adelante. “Así que aquí estoy, sentada aquí sintiendo que me voy a derretir, aunque sé que no lo haré y solo trato de inclinarme hacia la incomodidad por muy aterradora y dolorosa que sea”.

La batalla contra las adicciones

Rumer Willis, quien ha hecho una modesta carrera en el cine y la televisión, celebró haberse mantenido sobria los últimos cuatro años y haber superado su problemas con el alcohol.

“¡4 años sobria hoy! Muy agradecida por elegirme a mí misma por encima de cualquier necesidad de distraerme o adormecerme”, escribió la actriz en octubre de 2020.

Según el diario La Vanguardia, la hija de Demi Moore y Bruce Willis admitió haber tenido problemas con la bebida en el pasado, debido al permanente acoso de los medios y las comparaciones que hacían con sus padres.

“Cuando era una adolescente siempre estaba incómoda. No me sentía a gusto con mi cuerpo o mi apariencia y la gente era muy desagradable conmigo... se burlaban de mí, siempre me estaban comparando con mi madre, una de las mujeres más impresionantes que he conocido. Me decían que yo tenía los rasgos masculinos de mi padre, más que los de mi bella madre”, confesó para ese entonces.