Polk County Sheriff Office

"No podía levantarse, ni hablar": padres dejan morir de hambre a su hija de 2 años que pesaba 4 kilos y apenas gateaba

  • Por Meganoticias

Regis Johnson, de 57 años, y Arhonda Tillman, de 35, fueron acusados por dejar morir de hambre a su hija de 2 años y 10 meses. Los médicos que examinaron a la víctima indicaron que su cuerpo desnutrido era solo "piel y huesos".

Una niña de esa edad tendría un peso promedio de 14,5 kilos, pero la pequeña solo llegaba a 4,3 kilos al momento de su muerte, reseñó El Diario. Los padres, residentes de Davenport en el condado de Polk, en Florida, Estados Unidos, fueron arrestados por "abuso infantil con gran daño".

La autopsia determinó que la hija de Regis y Arhonda "no tenía comida en el estómago y había sufrido de hambre durante mucho tiempo", señaló un comunicado de la Oficina del Alguacil del condado Polk.

Cuando la niña nació, en julio de 2019, pesaba un poco más de tres kilos. Desde ese momento hasta el 10 de mayo cuando murió, solo aumentó un kilo, informó en rueda de prensa el alguacil de Polk, Grady Judd.

Parecía una bebé de tres meses de nacida y apenas gateaba. “No podía levantarse ni hablar ni caminar", relató el alguacil.

Usaban una piscina inflable como corral para su hija

Ante un reporte de una menor que no reaccionaba, agentes y bomberos de Polk acudieron a la vivienda y hallaron a la niña muerta en una piscina inflable que los padres decidieron usar como corral, publicó Univisión.

Regis Johnson afirmó que puso a su hija allí a eso de las 05:15 de la mañana y la dejó jugando. Luego se fue por breve tiempo y al regresar la niña estaba "fría al tacto y no respiraba".

Aseguró que en los últimos días su hija no quería comer y apenas probó bocado. El padre reconoció que la niña “no estaba aumentando de peso y no se estaba desarrollando normalmente (...) estaba perdiendo peso y no estaba prosperando”, pero no la llevó al médico.

Arhonda Tillman, que está embarazada de 4 meses, dijo a la policía que la noche anterior trató de darle un sándwich de pavo a su hija, pero la niña no quiso. En 2020 fue la última consulta médica de la niña que murió de hambre

La última vez que la menor fue examinada médicamente fue en enero de 2020, cuando tenía seis meses, según confirmó su pediatra a los investigadores. Añadió que se trató de contactar a la familia ya que la menor pudiera presentar fibrosis quística, pero no fue posible.

El padre dijo que la pequeña pudo haber heredado de su madre un gen de distrofia muscular, pero no existen pruebas concluyentes.

En diciembre de 2019, el Departamento de Niños y Familias abrió una investigación por negligencia médica. El estudio arrojó que la menor perdía peso y que sus padres no le procuraban atención médica, indicó la revista Vistazo.

Por la muerte de la pequeña Johnson Tillman, también fue detenido el 12 de mayo su tío paterno Frank Robinson, de 64 años, por cargos criminales de abuso infantil negligente. El hombre vivía en la misma casa, estaba al tanto del abuso y no lo denunció.

Leer más de