MegadenunciasEscríbenos aquí
cohete ruso IVAN TIM / Russian Space Agency Roscosmos / AFP

¿Cuáles son los riesgos? Cohete ruso defectuoso ingresó descontroladamente a la atmósfera de la Tierra

  • Por Meganoticias

El Comando Espacial de Estados Unidos confirmó que este 5 de enero, aproximadamente a las 18:08 (hora chilena), ingresaron a la atmósfera terrestre los restos del cohete ruso Persei.

En un punto vacío del Océano Pacífico, cercano a la Polinesia Francesa, cayeron los restos de la nave que no pudo superar los 9 días de vuelo.

Fue lanzado por la Agencia Espacial Rusa el 27 de diciembre y tuvo problemas desde un comienzo. Finalmente, todo acabó cuando, presuntamente, no se pudo reiniciar el segundo motor, el que debía lanzarlo a un punto más alto para su estacionamiento orbital.

¿Fue peligroso?

Persei, en sí, era una gran pieza de basura espacial. El cohete completo, al momento de despegar, pesaba cerca de 19,5 toneladas métricas. Una vez que se libera del combustible y los propulsores, su tamaño y peso disminuye. 

Anatoly Zak, periodista de russianspaceweb.com, calcula que el pedazo de cohete que ingresó al planeta habría sido aproximadamente 3.2 toneladas más liviano, por el combustible ya utilizado.

"Cualquier daño causado por los escombros sobrevivientes será menor (podrá abollar el techo de algúna personas, pero no aniquilará a la humanidad", explicó en su cuenta personal de Twitter, Jonthan McDowell, astrónomo del Centro de Astrofísica de la Universidad de Harvard.

No es la primera vez, ni la última

Eventos como estos recuerdan uno de los casos más mediáticos de reingreso de basura espacial a la Tierra, cuando en mayo de 2021, todo el mundo monitoreó la entrada de un cohete chino

En esa ocasión, se suponía que representaba un mayor riesgo por el tamaño de la nave, pero finalmente no se reportaron mayores daños.

Este es uno de los riesgos que significan para el planeta el exponencial crecimiento de basura espacial que órbita en las capas más cercanas a la Tierra. 

Todo sobre Astronomía

Leer más de