Los 7 alimentos que jamás deberías meter al congelador

Los 7 alimentos que jamás deberías meter al congelador

  • Por Meganoticias

Congelar comida es uno de los mejores consejos para ahorrar tiempo. Puedes congelar comidas preparadas para no tener que volver a cocinar o productos frescos para poder usarlos en cualquier época del año. Pero no es recomendable hacerlo con todos los alimentos.

El problema con los congeladores, de partida es que no tienen mucho espacio, así que por más que queramos tener de todo, no siempre se puede. Pero también, congelarlos significa cambiar la textura original de la comida.

Una vez que entra un alimento al refrigerado lo expones a mayor humedad. Si es que son alimentos porosos absorberán agua, y al momento que los saques se perderá todo el exceso de líquido, lo que cambiará su textura.

Frutas o verduras que quieras consumir frescas

Imagina que quieres comer una ensalada de lechuga, lo mejor es que se sienta crujiente, si quisieras mantener esa textura jamás la deberías congelar. Una vez que entra al freezer acumulan más agua y humedad, y luego se pondrán muy lacias.

Pastas y arroz cocido

Una vez que cocinaste estas comidas secas, las expusiste a la cantidad de agua necesaria para que tengan la consistencia que las hace tan deliciosas. Lo mismo que ocurre con las verduras, pasará con tus pastas, acumularán agua como esponja y su sabor se arruinará.

Comida frita

Los batidos y mezclas que recubren alimentos fritos perderán el factor crocante, incluso después de recalentados. Los alimentos que son de bolsa no tienen el mismo problema. Pero si te sobraron papas rellenas y te gustaría guardarlas, el freezer no es la solución.

Lácteos y Queso

Cuando hablamos de quesos no hay una forma determinada en cómo se arruinarán, dependerá del tipo que se trate. Si hablamos de parmesanos, la humedad del queso se pierden y se ponen duros, pero en quesos más blandos el efecto es diferente.

Tampoco se recomienda con productos de origen lácteo porque tienden a separarse las grasas del líquido. Si metes una caja de leche al freezer cuando la saques probablemente tendrá la grasa cuajada. Aunque, cabe destacar que las propiedades del alimento se mantienen.

 

Queso
Queso

Huevos crudos

La densidad de la clara y la yema de los huevos provoca que una vez expuesto a bajas temperaturas se expanda, rompa el huevo y probablemente termines con un desastre. Es muy parecido a lo que ocurre con las bebidas carbonizadas o cervezas.

Mayo y Kétchup

Los condimentos de este tipo también se separan cuando alcanzan el punto de congelamiento. Pero, por lo general, los preservantes, los hacen alimentos de larga data sin que se echen a perder.

 

Mayo
Mayo

 

Pescados o carnes descongelado

Si tenías unas piezas de pescado listas para cocinar en el refrigerador, pero si a última hora te arrepentiste, ni pienses en meterla en el congelador. Mientras está descongelada se activan o acumulan bacterias, que con la cocción podrían desaparecer, pero si la congelas quedará contaminada y podrías enfermarte cuando la consumas.

Leer más de