Nueva York dejaría de usar sal chilena para derretir la nieve: ¿Por qué se tomaría esta decisión?

Nueva York cada año compra más de 300 mil toneladas de sal para esparcir por sus calles y así evitar la acumulación de nieve, y eventuales accidentes, durante la temporada de invierno.

Este producto, en su mayoría, proviene de Chile. Sin embargo, recientemente ha surgido un problema, ya que la "Gran Manzana" podría dejar de utilizarla y cambiarla por otra, informa Diario Financiero.

Cabe mencionar que la temperatura en esa zona suele descender considerablemente durante fin de año e inicios del próximo, por lo que los ciudadanos se preparan con antelación.

¿Por qué se tomaría esta decisión?

Esto se debe, principalmente, a una nueva ley que fue aprobada por el Congreso estadounidense y que está a la espera de ser firmada por la gobernadora Kathy Hochul, quien aún no ha confirmado si se sumará o no a esta iniciativa.

De acuerdo a lo anterior, en caso de ser aprobada, la nueva ley requeriría del uso de sal producida en Estados Unidos, la cual proviene de minas del norte de Nueva York y otros sectores del país.

Esto es algo que preocupa a la Alcaldía, debido a que supondría problemas como, por ejemplo, la dificultad para transportar este producto por carretera a la congestionada ciudad, los probables inconvenientes en el suministro y también un mayor gasto.

 

Reuters
Reuters

 

¿Qué dicen las autoridades?

En este contexto, Jessica Tisch, encargada del área de Saneamiento de la ciudad, señaló que "imponer este requisito tendría un impacto muy real en nuestras operaciones contra la nieve tan pronto como el próximo año".

Tisch, por último, planteó que el lenguaje de la ley puede poner en peligro la cadena de suministro que se ha utilizado a lo largo de los años, lo que, además, podría llegar a generar un riesgo excesivo para Nueva York.

Leer más de