Instagram @shae.taylor
  • Mundo

"Estoy viviendo mi mejor vida": joven revela drama con el bullying tras casi morir por anorexia

  • Por Meganoticias

Una joven estadounidense, de 19 años, tiene mucho que contar sobre el bullying. Cuando tenía 14 años fue diagnosticada con anorexia y bulimia. Sufría porque pensaba que su imagen no era la mejor. Comía solamente una hoja de lechuga y una barra de granola diariamente.

Casi se muere, porque además, hacía ejercicios hasta quedar al borde del desmayo. Durante mucho tiempo ocultó su problema. Ella se sentaba a comer con sus padres pero luego en secreto, vomitaba.

Estuvo hospitalizada por anorexia

La mentira no podía durar mucho porque su estado físico era evidente. Los padres llevaron a la chica al médico y allí se confirmó su enfermedad, reporta el Daily Mail.

Shae Taylor llegó al extremo de ser hospitalizada y de recibir alimentación por un tubo. “Estaba perdiendo peso a un ritmo rápido, lo que hizo que mi corazón y mi frecuencia sanguínea se debilitaran mucho y también me diagnosticaron bradicardia, una afección cardíaca, con la que todavía tengo que lidiar hoy”, recuerda.

“También me diagnosticaron síndrome de realimentación, lo que significa que debido a que mi cuerpo no había consumido alimentos en tanto tiempo, se rendiría si me dieran una cantidad normal de alimentos y, debido a esto, tuve que alimentarme a través de una sonda”, agregó.

Con mucha fuerza de voluntad, Shae decidió salvar su vida implementando un progresivo cambio en sus patrones alimenticios. No quería morir. La joven se esforzó por hacer todo lo contrario de lo que hacía cuando la anorexia la gobernaba.

Víctima de bullying

Poco a poco fue ganando confianza y empezó a publicar fotos de ella con otro aspecto, pero ahora la critican y la llaman “gorda”.

Shae dice que debe lidiar con desconocidos que la atacan por las redes sociales, sin valorar el esfuerzo que ha hecho para salvarse de una muerte segura con bulimia y anorexia. “Pasaste de anoréxica a tener sobrepeso, encuentra el término medio graso”, le escriben.

Shae dice estar consciente de cuáles son los hábitos saludables, pero está viviendo un proceso. “Todavía me estoy recuperando, he recorrido un largo camino. Si pudiera hablar con mi yo más joven ahora, diría que la recuperación te dará todo lo que tu trastorno alimentario te promete”, asegura.

Sobre las críticas expresó: “Estoy aquí viviendo mi mejor vida y siento lástima por las personas que sienten la necesidad de tratar de derribar a las personas de esa manera, pero siempre me gusta recordarles que, a menos que sean un profesional médico, no tienen derecho a hacerlo".

Todo sobre Mundo

Leer más de