Nace una bebé de 5.8 kilos: los doctores creían que era un embarazo de gemelos Facebook
  • Mundo

Nace una bebé de 5.8 kilos: los doctores creían que era un embarazo de gemelos

  • Por Meganoticias

Amber Cumberland nunca imaginó que su primera hija fuera a subir al podio de los bebés más grandes de su país. Con 21 años, esta joven madre llevó con mucha ilusión sus primeras semanas de embarazo y hasta pensó en que podrían ser gemelos.

La panza crecía muy rápido y la piel se le estiró de tal manera que llegó a sangrar. En todo su abdomen se marcaron profundas estrías, detalla el diario Daily Mail.

¿Un gemelo sorpresa?

Aunque en un ecograma solo se veía a Emilia, los médicos no descartaron que pudiera haber un hermanito oculto debido a las dimensiones del embarazo. Cumberland vive con su esposo Scott en Aston, Oxfordshire y ahora son los padres de la segunda bebé más grande de su país.

No había gemelos. Emilia nació el pasado 16 de abril pesando 5,8 kilogramos, solo superada por otra recién nacida que pesó 6,3 kilogramos en el año 2012.

La espera de Emilia fue una aventura debido al gran tamaño de la barriga de la madre. Ella y su esposo hacían chistes porque en la calle la gente se la quedaba mirando.

Y, por supuesto, al momento del nacimiento, no faltaron las horas de angustia. Por las restricciones de la pandemia por Covid-19, Scott no pudo acompañar a su esposa a la hospitalización.

Un día de parto

Amber pasó un día completo en trabajo de parto, pero al final tuvieron que realizar una cesárea de emergencia. Scott, de 22 años, esperó durante 42 horas en el estacionamiento del Hospital John Radcliffe, en Oxford, hasta poder ser autorizado a entrar justo para el nacimiento.

“Cuando salió Emilia, Scott tenía la cara pálida y todos los cirujanos se miraban conmocionados y riendo. Me la llevaron y me dijeron: ‘Felicidades, has tenido un niño pequeño'', recordó la madre, todavía adolorida por la cirugía.

La gordura de Emilia envió varias señales. La ropita de recién nacido no le iba a quedar, tampoco los pañales. “Por suerte teníamos ropa de repuesto de 0 a 3 meses y el personal del hospital tuvo que buscar pañales más grandes en pediatría”, recordó la mujer.

Todo sobre Mundo

Leer más de