¿Qué debería cambiar una nueva Constitución? Académicos plantean los principales aspectos a modificar

¿Qué debería cambiar una nueva Constitución? Académicos plantean los principales aspectos a modificar

  • Por Oliver Rodríguez

El pasado 18 de octubre se desató un proceso social sin precedentes en Chile. Varios días de evasiones masivas realizadas por estudiantes en el Metro de Santiago tras una nueva alza en sus tarifas evolucionó hacia una escalada de manifestaciones a nivel nacional que se sigue desarrollando: el hoy denominado "estallido social"

La inexistencia de una "cabeza" del movimiento, junto a la transversalidad del mismo y a las múltiples demandas sociales que se levantan han puesto en una situación compleja al Presidente Sebastián Piñera y al mundo político, que han encontrado pocas respuestas para aplacar el movimiento.

Sin embargo, al menos de acuerdo a lo que se puede palpar en las diferentes manifestaciones o leer en múltiples paredes y superficies de Chile, existe una pretención que pareciera ser central y que podría ser un agente catalizador de las diferentes voluntades: La creación de una nueva Constitución Política de la República.

La demanda de una nueva Carta Fundamental, como también se le denomina, no solo es propuesta desde la ciudadanía, si no que ha sido recogida por sectores políticos tanto de oposición como del propio oficialismo, como la postura del timonel de RN, Mario Desbordes, quien se ha mostrado dispuesto a explorar caminos que puedan significar un cambio de la norma. 

En este escenario, surge la interrogante respecto a cuáles son los aspectos de la actual Constitución que deberían ser reemplazados, eliminados o modificados en una eventual versión futura. Frente a esto, tres académicos entregaron su opinión a Meganoticias.

Javier Couso, académico UDP

Para Javier Couso, académico constitucionalista de la Universidad Diego Portales, los principales cambios que se deben realizar tienen relación con las atribuciones del Tribunal Constitucional (TC) y su conformación. 

"El cambio central va a ser terminar con el control preventivo que hace el Tribunal Constitucional y que ha servido para echar abajo muchos proyectos de reforma legal que necesitaba la gente, como por ejemplo un proyecto que promovía que en Chile hubiera sindicatos fuertes, como en Alemania,  o el que pretendía que tuviéramos un Sernac que realmente defendiera a los consumidores", señala.

Respecto a la conformación del ente, Couso propone terminar con la facultad del Presidente de elegir "por sí y ante sí" a tres de sus miembros. "Esto ha permitido que, por ejemplo, hoy día la exasesora jefa del segundo piso del primer gobierno de Piñera, sea la presidenta del TC", añade.

Régimen de aguas

Junto con lo anterior, el especialista propone la implementación de negociaciones colectivas por rama (mineros, por ejemplo), la eliminación de prohibiciones de huelga y la modificación del controvertido régimen de propiedad sobre las aguas, poniéndo énfasis en el buen manejo de las cuencas por sobre los derechos de particulares. 

"Híper presidencialismo"

Finalmente, Couso agrega que se debe cambiar el "híper presidencialismo". "En Estados Unidos no existen leyes de iniciativa del Presidente, porque se considera que el Congreso tiene prioridad a la hora de legislar. En Chile es el Presidente el que la tiene. Todas esas cosas son imposibles de modificar sin una nueva constitución", apunta.

Constanza Hube, académica PUC

La profesora de la Universidad Católica Constanza Hube, por su parte, plantea la importancia de reducir el número de normas de la Carta Fundamental. "Una constitución no tan grande finalmente favorece. Mientras más acotada, mientras más se vaya a lo principal, es más estable", apunta.

Semipresidencial

Paralelamente, la abogada constitucionalista también hace referencia a fortalecer la función del Congreso, realizando cambios en el sistema de gobierno actual. "Quizás avanzar a un sistema semi presidencial, son cambios que me parece que sería interesante explorar. Generar una mayor conexión entre el Congreso y el Presidente", agrega. 

Número impar en el TC

Junto con valorar el ejercicio que realiza de su atribuciones, principalmente en el control de inaplicabilidades, Hube coincide en que podría modificarse el sistema de nombramiento actual o al número de miembros que lo componen.

"Que sea un número par, es un poco complejo porque el peso que le entregas al Presidente del TC para dirimir empate es muy fuerte. Volver a un número impar sería una buena reforma en esa línea", señala.

Francisco Soto, académico U. de Chile

Ante una eventual nueva Constitución, el académico de la Universidad de Chile, Francisco Soto, recalca la importancia de que esta reinstale la idea de derechos. "En la Constitución del 80', todos los derechos económicos sociales se transforman en libertades, entonces se deben devolver a su cauce tradicional", dice a Meganoticias. 

Congreso

Soto también es partidario de acotar las atribuciones del Presidente de la República y aumentar las del Congreso que, según él, "tiene un rol mucho más disminuido en cuanto al peso que tiene cada órgano constitucional".

TC

En cuanto al Tribunal Constitucional, el académico recalca la necesidad de que se elimine el control preventivo, además de una modificación en el modelo de integración. "Que se concentre en gente que está al cierre de su carrera académica y no abrírselo a actores más políticos", dice.

Garantías

Finalmente, el especialista apunta a que se regule el derecho del trabajo, el derecho a la vivienda, a una mejor protección del medio ambiente y garantizar el derecho a la salud, por ejemplo.

"En ese núcleo de derechos se ha ido tejiendo la privatización que pone el estado subsidiario y que básicamente ha hecho que la gente sienta que existe un sistema que lo abusa más que lo protege", concluye.

Compartir