Estudiante de la Universidad de Chile denuncia nueva agresión debido a supuestas diferencias políticas

Estudiante de la Universidad de Chile denuncia nueva agresión debido a supuestas diferencias políticas

  • Por Esteban González

Seguir

Guardar

Guardada

¿Qué pasó?

Estudiante de Trabajo Social de la Universidad de Chile denuncia ataques en su contra, por parte de compañeros que le impiden entrar a clases debido a supuestas diferencias políticas.

El caso

El 24 de septiembre estaba marcado en el calendario de Polette Vega. La estudiante de carrera retomaría ese día las clases luego del ataque de encapuchados que sufrió en el campus Juan Gómez Millas, el pasado 10 de julio.

Pero Vega alcanzó a estar sólo 45 minutos de vuelta en la universidad. Según su relato, varios compañeros la increparon e insistieron en que abandonara la sala. "Una compañera decidió funarme. Me increpó y, después, varios compañeros empezaron a salir de la sala y otros compañeros empezaron a decir que yo tenía que irme", según denuncia.

Pero lo peor vendría después: "una compañera me tiró agua encima, mojó todos mis apuntes y yo quedé llorando al final de la sala", relata Polette, quien asegura que el origen del conflicto son las diferencias políticas al interior del Campus.

Condena transversal

La Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile y la Vicerrectoría de Asuntos Estudiantiles tomaron contacto con la estudiante para entregar su respaldo y comprometer medidas para evitar que los ataques se repitan. "Nunca vamos a estar por una posición que vete, que censure posiciones, sino que, por el contrario, aquí lo que se necesita es un debate de ideas plural, respetuoso", señala Emilia Schneider, presidenta de la FECH.

Protocolo

"La norma es que el victimario salga. Ahora, si Polette decide tomar otra conducta, nosotros lo respetamos, pero la norma es que el victimario salga del sitio", indica el vicerrector Juan Cortés, quien ya tomó contacto con Polette Vega y adelanta que el sumario por la primera agresión hacia ella aún está en curso.

La estudiante, que seguirá su formación mediante tutorías fuera del campus Juan Gómez Millas, insiste en que no es ella quien debe salir del centro estudiantil. "Quiero volver a clases, porque yo no he hecho nada malo y no siento que deba estar fuera de mi campus y de la universidad que yo elegí para formarme", planteó antes de acudir a la Superintendencia de Educación para agilizar la búsqueda de soluciones definitivas.

Posibles sanciones

El organismo convocó a Polette Vega y a representantes académicos de la Universidad de Chile para encontrar soluciones definitivas que erradiquen la violencia y garanticen el normal desarrollo de las clases. Además, confirmó que, una vez diseñado este plan, puede sancionar a la casa de estudios de no cumplir con las medidas que surjan de este encuentro.

Compartir

Temas de esta nota