Fiscalía explica por qué ofrecerá salida alternativa a padre de menor fallecido en un auto en Ñuñoa

Fiscalía explica por qué ofrecerá salida alternativa a padre de menor fallecido en un auto en Ñuñoa

  • Por Esteban Medel

Este martes se llevará a cabo la audiencia en la que Fiscalía ofrecerá una suspensión condicional del procedimiento a Víctor Fuentes, el padre del niño de dos años y medio que murió al interior de un vehículo estacionado en el Colegio San Agustín, en la comuna de Ñuñoa.

Según comentó el fiscal Álvaro Pérez, las razones para otorgar al hombre de 31 una salida alternativa, además de su irreprochable conducta anterior, apuntan a que se trata de “un delito culposo, donde no hay por parte del imputado una intención de causar la muerte, sino que se debe más a una imprudencia y negligencia. Por lo tanto, las penalidades, en general, son necesariamente inferiores”.

MIRA TAMBIÉN: Niño de 4 años falleció asfixiado por uno de sus juguetes

A esto se sumó la posición de la esposa de Fuentes, con quien aún se mantiene casado, quien, según el persecutor “manifestó el deseo de que su cónyuge no obtuviese un reproche penal, por cuanto se trataba de un matrimonio que había asumido esto como un hecho lamentable, un accidente. Es la propia madre de la víctima quien ha perdonado y asumido que tienen que estar más unidos que nunca. Hay todo un tema de fe, por lo tanto, ¿por qué nosotros como órgano persecutor en este caso en particular tendríamos que ir más allá?”.

Respecto a las causas del deceso del menor, sostuvo a La Tercera que “lo que hubo fue un golpe de calor, una deshidratación extrema y severa. Ello, respaldado, además, por la información aportada por Meteorología de Chile”, a lo que sumó que “las condiciones del vehículo y la falta de oxigenación (que pueden) ampliar estas temperaturas de manera importante”.

Fuentes, quien fue formalizado por cuasidelito de homicidio, contó que ese 7 de diciembre del año 2017 cumplía junto al niño su rutina diaria luego de llegar al Colegio San Agustín de Ñuñoa, donde se desempeñaba como contador. “Lo dejaba dormir en la camioneta 30 minutos y luego lo iba a dejar al jardín cuando me desocupaba un poco”, expuso.

No obstante, debido a la carga laboral de ese día recién volvió a las 16:00 horas al auto, constatando el fatídico hecho.