Mujer secuestrada deja mensajes en baños públicos para que la policía diera con su paradero Policía de Pensilvania
  • Mundo

Mujer secuestrada deja mensajes en baños públicos para que la policía diera con su paradero

  • Por Meganoticias

¿Qué pasó?

La policía de Pensilvania, Estados Unidos, logró dar con el paradero de una mujer que se encontraba secuestrada, así como también de su agresor, a partir de mensajes que la víctima dejó en baños públicos.

Todo comenzó un 8 de julio, cuando fue hallada una nota pegada en el espejo de un servicio sanitario, en un supermercado de la localidad de Carnegie. El mensaje decía que estaba siendo “agredida sexualmente, agredida físicamente por Corey Brewer y retenida contra su voluntad”, según señaló la policía.

En la nota también aparecía la dirección de Brewer junto a la descripción de su vehículo, además de advertir que el hombre tenía un cuchillo.

De acuerdo a Todo Noticias, estos antecedes fueron entregados por un empleado del recinto a la policía, quienes posteriormente se dirigieron a la dirección señalada. Una vez allí, nadie respondió. Los oficiales escucharon muebles moverse hacia la puerta principal y observaron cámaras de video, sin embargo al no contactarse con alguien de la residencia, finalmente se fueron.

Al día siguiente, la policía llamó al número que tenían en el archivo de Brewer (38), y cuando respondió, le preguntaron si podían hablar con la mujer. Ella les contestó la llamada, asegurándoles que Brewer era su novio, pero que no podía hablar con el oficial en privado. De inmediato la policía comprendió que estaba siendo vigilada por el sujeto.

El segundo mensaje

El 10 de julio apareció un segundo mensaje. La mujer dejó otra nota en un baño público de un museo, en el que relataba haber estado secuestrada desde el 1 de mayo.

“Dice que escuchó a la policía tocar en la residencia, que el abuso no se había detenido y que, por favor, no se rindan”, comentó la policía sobre el contenido de la nota. “También dice que tiene miedo y que los últimos mensajes enviados desde su teléfono a su familia no fueron enviados por ella“, añadieron. “Si no sobrevivo, dígale a mi familia que los amo”, fueron parte de las palabras que la mujer escribió. 

La víctima manifestó estar aterrorizada de irse del lugar, ya que Corey Brewer le había asegurado que la mataría junto a sus hijos si intentaba escapar.

Finalmente se ejecutó una orden de registro el 11 de julio, y se arrestó al hombre garantizando la seguridad de la víctima. Esta relató a la policía los detalles de los abusos que recibió por parte de su agresor durante los meses anteriores, que incluyó puñetazos, estrangulamiento con un cable de cargador de teléfono y con una cadena para el cuello, así como abuso sexual.

Si eres víctima o testigo de violencia hacia la mujer el fono de orientación dispuesto por el @minmujeryeg es el 1455. El número se puede marcar tanto en teléfono fijo como en el celular y desde ahí brindan orientación para ayudar a víctimas de maltrato o te guían con los mecanismos para realizar una denuncia.

La nota informa un proceso judicial en curso, por lo que los involucrados no deben ser considerados culpables hasta que la justicia lo determine.

Leer más de