dolor abdominal sintoma apendicitis Pixabay

¿Cuál es el lado que duele? Estos son los síntomas que alertan que puedes tener apendicitis

  • Por Monserrat Saavedra

La apendicitis es una enfermedad que se produce por la infección e inflamación del apéndice. Se cree que esta ocurre por una obstrucción que permite la proliferación de bacterias, las que producen la inflamación y generan pus.

Si bien, la apendicitis ya no es una condición con una alta tasa de mortalidad como alguna vez lo fue, sí se trata de una urgencia médica que requiere de atención inmediata para evitar complicaciones. 

Es que en algunos casos la inflamación es tal, que se reduce el flujo de sangre hacia el órgano. Cuando un tejido del cuerpo deja de recibir la sangre necesaria, comienza a morir, lo que podría causar que finalmente se rompan las paredes o estalle el apéndice. 

En los casos en que se perfora el apéndice, los orificios permiten que los contenidos de los intestinos ingresen al abdomen, dando paso a la peritonitis, una infección que puede ser mortal.

¿Cómo la identifico a tiempo?

Uno de los principales síntomas que se presentan es el dolor abdominal, debido a la inflamación del pequeño órgano.

En la mayoría de los casos, este se manifiesta de manera generalizada, en todo el abdomen, o se puede concentrar en el sector inferior derecho de la zona. El dolor se puede agravar al caminar, toser o presionar el punto adolorido. 

Además de esta repentina molestia, según el Servicio Nacional de Salud del Reino Unido, otros síntomas que se presentan con la apendicitis son:

  • Náuseas.
  • Vómitos.
  • Pérdida de apetito.
  • Diarrea o constipación.
  • Fiebre. 

Si bien la apendicitis podría ser tratada con antibióticos, la cirugía suele ser el procedimiento más realizado. Incluso podría ocurrir que los médicos detecten durante el procedimiento que el paciente no tiene una infección en el apéndice y el dolor es provocado por otra causa, pero aun así se remueve el órgano para prevenir casos en el futuro.  

Este artículo está diseñado para informar y no pretende dar consejos o soluciones médicas. Pregúntele siempre a su doctor o especialista si tiene dudas sobre su salud o antes de iniciar un tratamiento.

Todo sobre Salud

Leer más de