Estos son los alimentos que no pueden comer los perros Unplash

Estos son los alimentos que no pueden comer los perros

  • Por Meganoticias

Una mascota es un miembro más de la familia. Tenerla implica la responsabilidad de cuidar su salud y, para lograrlo, es imprescindible darle una alimentación adecuada. Aunque muchas veces a los perros se les suele ofrecer comida casera, hay algunos alimentos que no deben consumir.

"Hay alimentos que son altamente consumidos por los humanos, pero que en un animal doméstico pueden ser tóxicos y generar una reacción negativa", advirtió el entrenador canino César Millán.

Millán, quien es reconocido por su serie de televisión "El encantador de perros", sugiere eliminar esto del menú de tu mascota si quieres verla feliz, saludable y muy activa:

Chocolate: El chocolate proviene de las semillas del cacao que tienen un componente llamado teobromina, que es muy tóxico para los perros. Consumirlo en pocas cantidades puede generar daños estomacales y, en altas cantidades, puede generar temblores musculares y hasta convulsiones.

Lácteos: la mayoría de los perros son intolerantes a la lactosa y cualquier alimento que incluya leche puede provocar diarrea, aunque los síntomas pueden variar de acuerdo a la cantidad que ingieran. Es importante consultar a un veterinario antes de ofrecerlos.

Palta y uvas: La palta o aguacate tiene una toxina llamada persina que es peligrosa. Consumir este fruto puede causarle problemas digestivos. Mientras que el consumo de uva puede causarle daños renales, aunque sea en pequeñas cantidades.

Cebollas y ajos: Las cebollas, ajos y puerros tienen un elemento en común llamado tiosulfato, que puede generar una anemia hemofílica, destruyendo los glóbulos rojos en la sangre si se ingiere de forma prolongada.

Carne y pollo con hueso: Estos pueden ser parte del menú favorito de tu perro y aunque es muy beneficioso para ellos debes evitar darlos con huesos y con espinas, de lo contrario, lo estás exponiendo a que sufra de alguna obstrucción intestinal.

Frutos secos: si acostumbras a comerlos, lo mejor es que no los compartas con tu mascota. Tienen elementos de toxicidad, incluso con una mínima cantidad que consuman puede generar daños, las nueces son algunos de ellos.

El alcohol, el café y los edulcorantes artificiales están en la lista de lo que no debe consumir tu perro.